Resultados 1 al 3 de 3
Like Tree1Me gusta
  • 1 Mensaje por Karakorum

Casos Extremos de Histeria Colectiva

  1. #1
    The Spaces In-Between Avatar de Karakorum
    Fecha de ingreso
    24 dic, 08
    Ubicación
    En mis antiguos territorios
    Mensajes
    4,355
    Mencionado
    5 mensaje(s)

    Exclamation Casos Extremos de Histeria Colectiva


    #5: La Enfermedad del Escarabajo.



    En 1962, algunos obreros en una fábrica textil estadounidense cayeron enfermos con una misteriosa infección que causaba entumecimiento, mareos y vómitos. Básicamente, tenían todos los síntomas de una mala influenza. Pero los obreros decían que no era influenza: la enfermedad era el resultado de una infestación repentina de misteriosos insectos venenosos. Si eras mordido, enfermabas.

    Puedes imaginar el efecto que esta noticia tuvo en la planta de la fábrica: el momento que la gente escuchó que insectos venenosos estaban arrastrándose por todas partes (y que podía haber uno EN TU CABELLO JUSTO AHORA), enloquecieron. Pero eran incapaces de detener la plaga: pronto, unos enormes 62 empleados fueron enfermados por "la enfermedad del escarabajo", y un montón de ellos hasta tuvieron que ser hospitalizados debido a los ataques de estos insectos letales.

    Sólo había un problema: ninguno de tales insectos fue descubierto en la fábrica, o en cualquier otra parte. Nunca existieron. El escarabajo venenoso era completamente ficticio.

    ¿Qué pasó en realidad?: En realidad, los obreros de la fábrica sucumbieron a un fenómeno conocido como contagio histérico. Es un ingenioso truquito de la mente que causa que el cuerpo reaccione físicamente a cosas como el stress y la presión social, a menudo manifestándose en la forma de náuseas y otros síntomas de la enfermedad.

    Y es impactantemente común. En 2006, 300 estudiantes en 14 escuelas separadas de Portugal cayeron enfermos con síntomas similares después que un episodio de una popular telenovela para adolescentes llamada Fresas con Azúcar mostró una trama sobre una misteriosa y letal epidemia viral (¿no todas las telenovelas para adolescentes reciclan ese tropo tarde o temprano?).

    O puedes haber escuchado sobre el infame miedo a la epilepsia de Pokémon, en el que las luces parpadeantes en un episodio de la caricatura gatillaron náusea y vómitos en cientos de niños japoneses. Los casos reportados originales pueden haber sido reales, pero al final, el número de niños reportando ataques fue muchas veces mayor que la porción real de la población que tiene sensibilidad a las luces destellantes. En algún punto, niños saludables comenzaron a convencerse de que estaban teniendo ataques.

    Claro, sería diferente si estuviésemos hablando sobre síntomas como, digamos, sangre disparada por tus ojos: es difícil para tu cuerpo causar espontáneamente eso debido a la presión social. Pero todos sabemos que ciertos síntomas pueden ser causados por una reacción de miedo o stress (náusea, dolor de cabeza, mareos, urticarias) y si la cosa a la que le temes supuestamente causa estos síntomas, has obtenido todos los ingredientes para una enfermedad muy imaginaria y también muy real. Y se pone más raro…

    #4: El Pánico al Perfume de Fort Worth.



    En 2009, un extraño olor comenzó a flotar a través de un centro de llamadas de Fort Worth que alguien rápidamente reconoció como una filtración de monóxido de carbono venenoso. Pronto, la gente comenzó a caer como moscas con dolores de pecho, de cabeza, mareos y dificultades para respirar. El edificio fue evacuado, y al final del día, 34 personas fueron hospitalizadas y otras 110 tratadas en la escena.

    El único problema era que no había filtración de gases, y no había rastros anormales de monóxido de carbono en el aire. También, el monóxido de carbono es inodoro.

    Eventualmente, alguien descubrió que el extraño olor del que la gente se estaba quejando era… perfume.

    Alguien se había aplicado su Chanel No. 5 un poco generosamente esa mañana, y el resultante pánico del perfume de Fort Worth reclamó más de 100 víctimas.

    ¿Qué pasó en realidad?: Aparentemente, existe tal cosa como el miedo contagioso, y funciona como esto: si algo huele sospechoso y alguien especula que ese olor puede ser, digamos, gas venenoso, todos enloquecen. Y no sólo en el promedio "Oh mierda, ¿dejé el horno encendido?", sino que su mente realmente atrae al cuerpo a que se una al tren del pánico. Esto puede y a menudo lleva a síntomas físicos reales.

    En el caso de Fort Worth, todo el incidente fue rastreado hasta 2 empleados que comenzaron a quejarse sobre el perfume de un colega que era tan fuerte que los mareaba. Alguien oyó por casualidad e hizo una ligera malinterpretación de la declaración, y todo el edificio pasó a experimentar una excitante situación de crisis de primera mano. Aunque sospechamos que no le contarán esta a sus nietos.

    #3: El Monstruo de Londres.

    En 1788, los titulares de las agencias de noticias de Londres comenzaron a gritar por el Monstruo de Londres, un asesino al estilo Jack el Destripador de mujeres bonitas que acechó la ciudad por 2 años. A diferencia de su contraparte más letal, el Monstruo estaba contento meramente con apuñalar a las mujeres en el trasero. No, en serio.

    Como el monstruo no fue capturado, toda la ciudad entró en pánico. Cada hombre era sospechoso de ser el Monstruo, y cualquier movimiento erróneo podía ganarle a un hombre la paliza de su vida. Varias personas fueron atacadas y apaleadas como sospechosas de ser el Monstruo, y las mujeres llegaron a usar cacerolas de cobre sobre sus culos. De nuevo, en serio.

    Eventualmente, un tipo al azar fue arrestado como el Monstruo de Londres y juzgado y condenado… en un juicio extremadamente confuso, donde se volvió aparente que prácticamente todos los testigos o estaban totalmente parcializados o eran obvios mentirosos que admitían que sólo estaban en esto por la atención.

    En realidad, a pesar de la parte "culpable" siendo encontrada y encerrada, comenzó a lucir como que nunca hubo un Monstruo de Londres en primer lugar.

    ¿Qué pasó en realidad?: Tener un asesino serial suelto es uno de los mejores modos de trastornar una comunidad, y siempre hay gente que puede lucrarse de la anarquía. Aunque alguien pudo haber sido apuñalado en el culo en algún punto al comienzo, parece que la idea entera del Monstruo estaba basada en la mentalidad de rebaño y unos pocos individuos oportunistas.

    Primero, cuando salió el rumor de que el Monstruo sólo atacaba a las mujeres bonitas, y los periódicos colmaban de atención a cada nueva víctima, sólo era cuestión de tiempo antes que los reportes falsos comenzaran a aflorar. No tenían reality TV entonces, así que las attention whores tenían que encontrar modos más inventivos de que sus nombres se conocieran. Lo que estamos tratando de decir aquí es que las mujeres comenzaron a apuñalarse en el culo.


    "¡Miren que buen cu... digo... ¡Ay, que dolor! ¡QUE DOLOR!"

    Estos ataques imaginarios lanzaron combustible a las llamas de la histeria masiva, hasta que literalmente se pensó que cualquiera era el Monstruo por la más simple acusación. Los ladrones y carteristas locales alegremente explotaron esto al atracar a la gente, después apuntarles y gritar "¡Monstruo!" para escapar mientras la pobre víctima era atacada por la multitud.

    Vayan y ríanse sobre cuán crédulos eran los londinenses de antaño, pero tengan en mente que en el último par de décadas hubo un pánico similar en los EE.UU. por el SIDA. En los ataques con agujas, supuestos villanos andaban por allí escondiendo alfileres contaminados con VIH en cojines y otros lugares donde personas desprevenidas probablemente quedarían SIDAficadas. Cuando sea que el rumor emergía, bares y cines veían su negocio caer en picada pues el público asustado se quedaba en casa bajo la cama… a pesar de que la historia era una mentira 100% certificada. Ni siquiera hubo ningún ataque real… sino que hubo niños corriendo por ahí jugándole bromas a la gente al pincharla con alfileres.

    #2: El virus de la furia de la vida real.

    La Escuela Nacional Puchong Perdana, Malaysia, es uno de los pocos lugares en la Tierra que ha tenido la oportunidad de medir su poder contra un maldito ataque del virus de la furia, estilo 28 Días Después.

    Todo comenzó en un lunes por la mañana perfectamente ordinario, cuando los 1100 estudiantes de la escuela fueron sacados para su reunión del lunes obligatoria… esto es, hasta que la furia zombi rápidamente se esparció por las filas. Todo comenzó con una niña, que repentinamente colapsó y entró en un frenesí rabioso total, completo con gritos, dar vueltas y violencia. Después otra cercana siguió el ejemplo. Después otra. Y otra. La furia continuó esparciéndose desde allí, hasta que 30 niñas fueron infectadas.

    El resto de los 1100 estudiantes comprensiblemente entró en pánico y, porque obviamente nunca habían visto una película de terror en sus vidas, corrieron dentro y se escondieron en las aulas de la escuela, mientras las niñas daban vueltas gritando. Toda la escuela tuvo que ser temporalmente cerrada. Y aunque las afectadas (todas niñas) fueron detenidas, les tomó 4 horas sacudirse la condición.

    Claro, ahora ya sabes que no hubo virus ni químico ni rayo de control mental tras los ataques. Realmente parece ser sólo un caso de energía reprimida alcanzando masa crítica.

    ¿Qué pasó en realidad?: Cada una de las niñas afectadas estaba sufriendo de fuerte stress en el hogar y la escuela, y estaban atrapadas en un lugar incómodo y atestado. Cuando una de ellas sólo que quebró en el lugar confinado, el cerebro de una tras otra sólo usó la oportunidad para tomarse un par de horas libres y dejar a sus cuerpos descargarse por un rato. Sólo necesitaban una excusa.


    Y esa excusa era la carne humana.

    Igualmente, una epidemia similar ocurrió en una escuela de Tanzania en 1969, aunque en esta ocasión, era lo opuesto a una epidemia de furia: una epidemia de risa histérica. La epidemia de la risa de Tanganica fue un episodio particularmente grotesco de histeria en masa en el que estudiantes en una escuela estallaron en risa incontrolable y supuestamente la contagiaron a cientos de personas a través del campo. La teoría es que el miedo progresivo a la enfermedad de la risa gatillaba su comienzo de nuevo y de nuevo (y cada persona leyendo esto puede pensar en al menos una ocasión donde sucumbieron a la risa incontrolable que no podía ser detenida, sin importar que hicieran).

    Una teoría alternativa es que el Guasón estaba probando algún tipo de arma del día del juicio final.

    #1: El Hombre Mono Místico.



    En 2001, algunas personas en la ciudad india de Delhi cayeron víctimas de mordidas animales, y otras llegaron a la obvia conclusión de que las mordidas habían sido infligidas por un horrible hombre mono, que aparentemente son los primos malvados del sur de Asia de Pie Grande.

    Y antes de que lo preguntes, sí, las mordidas eran reales.

    El pánico circuló en tal extensión que el terror y el gobierno de la muchedumbre dominaron grandes secciones del populacho. La policía era impotente ante toda una gran ciudad en modo pánico. En días, al menos 2 personas estaban muertas y 35 heridas, todo mientras trataban de escapar de lo que pensaron era el monstruoso hombre mono, corriendo en pánico ciego hasta que cayeron por las escaleras o algo.

    Pandillas enmascaradas comenzaron a dar vueltas, robando y asustando a la gente, porque algunos tipos sólo son así de cretinos. En respuesta, las multitudes comenzaron a vagar por las calles, dispuestas a administrar justicia rápida e irreflexiva a cualquiera que consideraran que luciese remotamente como mono. Una multitud hasta atracó a un hombre santo hindú particularmente bajo y feo por lucir sospechosamente como imaginaban que era la bestia mono.

    Eventualmente, el pánico menguó y la ciudad volvió a su ritmo usual ligeramente menos febril. En caso que te lo preguntes, ningún hombre mono fue encontrado.

    ¿Qué pasó en realidad?: Comprensiblemente, ni 2 descripciones del hombre mono eran similares, ni su modus operandi se volvió claro. Hasta la policía se metió en el vagón de la desinformación: un oficial dijo que definitivamente estaban buscando un animal, mientras otro estaba convencido que estaban tras una pandilla enmascarada.

    Realmente, la única evidencia apuntando a cualquier tipo de ataque real eran las heridas de mordida originales en varias personas, lo que es bastante misterioso en sí… a menos, claro, que tomes en cuenta que hay montones de monos perfectamente normales vagando por la ciudad. Monos que, de hecho, disfrutan de echarse sobre la gente de cuando en cuando, y siempre han hecho así. Porque los monos son imbéciles.

    Si estás sacudiendo tu cabeza y murmurando sobre esta tonta gente supersticiosa de Delhi, recuerda que gente realiza protestas hoy para detener imaginarias estelas químicas y se niegan a vacunar a sus hijos basados en falsos temores de autismo. En cualquier momento y en cualquier lugar, puedes hacer que la gente se asuste por mierda increíblemente loca si eres lo bastante ruidoso y atemorizante.

    Fuente:

    5 Terrifying Killers (That Turned Out to be Mass Panics) | Cracked.com

    A Tonkotsu le gusta esto.

  2. #2
    The Spaces In-Between Avatar de Karakorum
    Fecha de ingreso
    24 dic, 08
    Ubicación
    En mis antiguos territorios
    Mensajes
    4,355
    Mencionado
    5 mensaje(s)

    Predeterminado Re: Casos Extremos de Histeria Colectiva

    #5: El abuso infantil satánico.



    ¿Si te preguntáramos cual fue el juicio más costoso y largo en la historia de EE.UU., que responderías? ¿O.J. Simpson? ¿Michael Jackson? En realidad, fue el juicio de 1983 de un profesor de kindergarten acusado de ganar superpoderes demoniacos al abusar de niños. Sí, eso fue algo real que, como cultura, decidimos que ameritaba tiempo en la corte, y sí, sucedió en una era en la que teníamos naves espaciales, no la plaga.

    El juicio del Preescolar McMartin fue una farsa de 15 millones de dólares que comenzó cuando la madre de un estudiante (quien después resultó ser una esquizofrénica paranoide) acusó al profesor Ray Buckey de abusar de sus estudiantes como parte de rituales satánicos regulares, durante los cuales se decía que vestía como una bruja, sacrificaba animales, bebía sangre y literalmente volaba por el cuarto. Los reportes son vagos sobre si estos sucesos sucedieron antes o después de la hora de la siesta.

    Nadie fue condenado por el crimen, aun después que las autoridades demolieron la escuela en busca de túneles y altares secretos dedicados a Belfagor, el Príncipe Demonio de los Colores. Este no fue un incidente aislado en la historia estadounidense, tampoco: la sociedad enloqueció con el “pánico satánico”. Comenzó una inundación de reportes de que los profesores por todo el país estaban explotando niños por orden de Satanás. Una profesora, Margaret Michaels, fue metida en prisión por abusar de niños en rituales satánicos, sólo para que la sentencia fuera revocada 6 años después cuando la sociedad se calmó colectivamente.

    Tras una tarde en un spa, Estados Unidos finalmente se dio cuenta que no había una epidemia de sacrificios de niños y que básicamente todos estábamos estresados. Oigan, ¿no sería gracioso que todo esto hubiese comenzado con una arpía de lengua bífida que básicamente se lo inventó todo para ganar fama y fortuna?

    #4: Snowflake, Arizona.



    Unos 8 km al este de Snowflake, Arizona, existe una pequeña comunidad de gente que comparte la misma enfermedad inusual. Residentes que son alérgicos a todo: desde detergentes y químicos de limpieza hasta escapes de autos, perfumes y ambientadores. Muchos hasta reportan ser alérgicos a la electricidad y eso ni siquiera es real.

    Es llamada Sensibilidad Química Múltiple (SQM) y los pacientes reportan migrañas, sarpullidos, dolores musculares, náuseas y fatigas si entran en contacto con cualquier tipo de sustancia química. Los pacientes de todo el mundo han invadido la comunidad de Arizona debido a su aislamiento y falta de contaminación en el aire y humedad y la mayoría vive en casas especialmente diseñadas que minimizan la exposición química y o no usan la electricidad o mantienen los artículos eléctricos segregados en un cuarto. Es como ser Amish a medio tiempo.

    La vida es bastante terrible para la gente afligida con SQM, pero de acuerdo a los científicos, en realidad no existe. No pueden encontrar ninguna evidencia de que la condición sea real y ni una sola organización de la salud importante la reconoce como una enfermedad real. Así que, ¿es esto algún tipo de fraude a las aseguradoras coordinado? Probablemente no. Hasta donde cualquiera puede decirte, lo que está sucediendo realmente aquí es que los pacientes en realidad han caído víctimas del “efecto nocebo”, el opuesto del efecto placebo, lo que significa que, si te convences que algo te enfermará, podrías realmente comenzar a enfermarte. Es la misma razón por la que hay gente que protesta contra las granjas de energía eólica.

    En resumen, un montón de gente escuchó rumores sobre esta enfermedad conocida como SQM y repentinamente comenzó a sentirse como las bolas de un indigente, así que su respuesta fue mudarse al equivalente del siglo XXI de la colonia de leprosos. En Arizona. ¡Maldición!

    #3: El disturbio brasileño causado por una chica en minifalda.

    Una tanga amarillo chillón y algo de aceite parecen como el uniforme nacional del Brasil moderno. Que es por lo que es tan extraño que, en 2009, una brasileña apareciéndose en clases con una falda corta causara un disturbio tan severo que jurarías que estabas viendo un partido de futbol inglés.

    Cuando Geisy Arruda llegó a la Universidad Bandeirantes en un sexy vestido rosado que se detenía significativamente por encima de la rodilla, probablemente esperaba unas pocas miradas y silbidos de aprobación. En su lugar, una pandilla de hombres comenzó a seguirla, acosándola y tratando de meter cámaras de celulares entre sus piernas. Cuando rechazó sus avances (nunca nadie ha dicho “entonces conseguí el upskirt perfecto, ¡y así es como tu madre y yo nos conocimos!”), la situación sólo empeoró.

    Arruda fue al baño para escapar, donde fue confrontada por un grupo de mujeres demandando que se pusiera pantalones. Mientras tanto, ese mismo grupo de hombres trató de irrumpir en el baño de damas para conseguir otro vistazo de sus partes. Ahora se encontró atrapada entre la Policía de la Moda y los Merodeadores Abusivos.

    Mientras el día progresaba, un auténtico disturbio se desarrolló. El personal intentó ayudar al esconder a Arruda dentro de un aula, pero los estudiantes amotinados trataron de irrumpir a través de una ventana. La policía antimotines finalmente llegó con una copiosa provisión de espray de pimienta y logró limpiar el camino para que Arruda, envuelta en una bata de laboratorio para esconder la vergüenza de sus piernas descubiertas, pudiera ser escoltada fuera del edificio.


    La universidad expulsó a Arruda y la condenó públicamente por incitar un disturbio por usar una minifalda. (Esperen… necesitamos confirmar el año que sucedió esto en caso que nuestras fuentes tuviesen una errata. Ok, ¿definitivamente 2009? Wow).

    La universidad después revirtió su decisión debido a la violenta reacción de la gente cuerda y Arruda no sólo fue reincorporada sino que recibió una compensación en efectivo y se convirtió en una estrella de reality TV, que está entre las más extrañas progresiones de carrera de las que alguna vez hayamos escuchado.

    #2: La epidemia de ataques a parabrisas.



    En primavera de 1954, personas en Bellingham, Washington, comenzaron a reportar una grotesca epidemia de vandalismo: diminutos hoyos estaban apareciendo en parabrisas por toda la ciudad. Mientras las noticias comenzaron a esparcirse, así lo hizo el fenómeno. Gente en California, Illinois, Indiana, Kentucky, Michigan, Ohio, Oregon, Wisconsin y hasta Canadá comenzó a reportar daños inexplicables en los parabrisas. Este ahora era un problema de escala continental y el gobierno ya no podía permitirse ignorar la inundación de decenas de miles de reportes. La policía comenzó a levantar controlesen las carreteras y hacer búsquedas al azar para encontrar a los culpables y, en un punto, el alcalde de Seattle hasta le pidió al Presidente Eisenhower que interviniera.

    Cuando ningún vándalo pudo ser encontrado, la gente comenzó a buscar según teorías más raras, como huevos de insectos eclosionando dentro del vidrio, ácido en la atmósfera, cambios en el campo magnético de la Tierra, subproductos de las pruebas nucleares o hasta rayos cósmicos. Tal vez le daban diminutos superpoderes a Hulks adorables que hacían diminutos hoyos en el vidrio… ¡quién sabe!

    Eventualmente, un equipo de físicos, químicos y meteorólogos hizo equipo para resolver el misterio. Lo que la investigación finalmente concluyó fue que los hoyos en realidad eran el resultado de conducir a través de escombros en la carretera completamente normales. Habían estado allí todo el tiempo. La gente simplemente no los había notado hasta que leyó de la epidemia de hoyos en el periódico y salió a checar su propio auto.

    Es un clásico caso de gente simplemente no estando consciente de algo hasta que alguien lo señala, y después no puede sino notarlo, igual que cuando no eras consciente de tu propia respiración hasta que la señalamos justo ahora. También, perdónennos eso.

    #1: El Síndrome de Morgellons.



    En 2003, Mary Leitao estaba haciendo su máximo esfuerzo tratando de determinar que estaba preocupando a su hijo de 2 años, Drew. Tenía un sarpullido que los dermatólogos no podían explicar y seguía quejándose por bichos bajo su piel. Peor, fibras extrañas seguían apareciendo en su cuerpo. Padecía… ¡el síndrome del suéter fantasma!

    Pues, inventa algo mejor, porque los doctores seguro que no pudieron. Cuando la ciencia médica le dio una encogida de hombros colectiva, Mary decidió que lo llevaría al Internet. Ella misma acuñó el término “síndrome de Morgellons”, basada en un término que había encontrado en un viejo periódico médico. Pronto, miles de personas alrededor del mundo comenzaron a notar que padecían Morgellons. Comienza con una sensación de comezón y pronto se desarrolla en extrañas fibras siendo excretadas por tu piel. Los pacientes creen que es causado por todo desde programas de aerosol gubernamental secreto hasta un subproducto de las máquinas climáticas del gobierno.

    Se sospecha que hasta 12,000 familias sufren de Morgellons, así que tiene que haber algo real detrás, ¿no? Los doctores reales con credenciales, que “han usado el Internet al menos una vez”, han estado investigando al Morgellons por años y concluyeron que las fibras probablemente sólo sean detritos normales que recoges cada día de tu ropa y alfombra. Es correcto: 12,000 personas alrededor del mundo sufren de “estar un poquito sucias”.

    Fuente:

    5 Eerie Ways Entire Groups Went Insane Science Can't Explain | Cracked.com



  3. #3
    The Spaces In-Between Avatar de Karakorum
    Fecha de ingreso
    24 dic, 08
    Ubicación
    En mis antiguos territorios
    Mensajes
    4,355
    Mencionado
    5 mensaje(s)

    Predeterminado Re: Casos Extremos de Histeria Colectiva

    Los “bebés del crack”.



    En las décadas de 1980 y 1990, Estados Unidos estaba aterrorizado por la perspectiva de criar una generación de niños drogadictos y mentalmente discapacitados. Los “bebés del crack” se creaban cuando los mujeres usaban crack de cocaína mientras estaban embarazadas, o ignorantes o indiferentes a los efectos que la droga tendría en sus hijos nonatos. El New York Times predijo que hasta 4 millones de bebés del crack nacerían eventualmente, lisiando el impecable sistema educativo estadounidense.

    El hecho de que probablemente no hayas sido atracado por un solo hombre-niño enloquecido por el crack este año debería mostrarte que esto no sucedió. ¿Pero cómo se equivocaron tanto los medios? Pues, era cierto que el crack aumentó de popularidad en la época, pero es igualmente cierto que Estados Unidos nunca ha conocido una tendencia que no pudiese sacar de proporción. Los reporteros superficiales no retrataban meramente a las madres fumadoras de crack como gente que había hecho algunas malas decisiones: pintaron a estas mujeres como deshechas y sin sentimientos, apenas capaces de funcionar en la sociedad y creando una “bio-subclase” de bebés condenados que eran “indiferentes al afecto”. Si siquiera la mitad de los reportes sobre el crack fuesen verídicos, la sociedad hubiese estado a una generación de convertirse en una novela de Philip K. Dick.

    “¿Pero el pánico estaba basado en la ciencia?”, estarás preguntando. La respuesta es… uh, algo así. Específicamente, el miedo estaba basado en un estudio de 23 infantes que habían sido expuestos al crack. No olvidamos varios ceros allí: el estudio tenía menos participantes que una liga de basquetbol de aficionados. Oh, y sólo los estudiaron de bebés, lo que significa que no había información sobre en qué tipo de adultos crecerían para convertirse. Seguro, estudios subsecuentes de los adultos que habían sido expuestos al crack en el vientre mostraban sólo problemas neurológicos menores, si los había del todo.

    Pero el daño estaba hecho. Las mujeres que consumieron drogas durante el embarazo fueron, y todavía son, castigadas mucho más duramente que las mujeres que fuman o beben, y son acusadas con cargos criminales o les quitan sus hijos, en lugar de, tú sabes, ser ayudadas. Mientras tanto, los políticos y oficiales del gobierno aprovecharon el mito de que los bebés del crack eran una sangría costosa para la sociedad, costando hasta un millón de dólares de criar hasta la adultez.

    Y sí, el hecho que el crack supuestamente era la aterradora nueva droga de elección para los afroamericanos pobres avivó la “crisis”. The Atlantic desenterró un viejo artículo de periódico llamado “Disaster In Making: Crack Babies Start To Grow Up”, que argumentaba que una oleada de juventud criminal madmaxiana estaba en el horizonte. El pánico fue una gran parte de como obtuvimos el igualmente desproporcionado miedo a “súper depredadores”, pandillas merodeadoras de adolescentes principalmente negros que cometerían crímenes pero, o sea, muy bien. Afortunadamente, los medios parecen haber aprendido su lección y están tratando la actual crisis de opiáceos, que por coincidencia afecta principalmente a los blancos, con mucha más sensibilidad.

    El Efecto Werther.



    13 Reasons Why recibió críticas por romantizar el suicidio y potencialmente permitir el Efecto Werther, donde un retrato popular del suicidio inspira a imitadores de la vida real. Los efectos del tratamiento del suicidio en los medios es un tema increíblemente complicado sin respuestas claras, a pesar de lo que la gente argumentando en tu página de Facebook afirme. Pero lo que está claro es que el origen del Efecto Werther es una leyenda urbana de mierda.

    El nombre deriva no de esos caramelos de mantequilla cuya presencia en cada asilo te recuerda tu inevitable declive, sino de Las penas del joven Werther, una novela de 1774 del hombre con el nombre más alemán de todos los tiempos, Johann Wolfgang von Goethe. Es sobre un sensible joven artista que se enamora de una mujer comprometida y está tan consternado por el hecho que nunca estarán juntos que se quita su vida. Básicamente, hace que Romeo y Julieta luzca como una comedia romántica alegre.

    Werther se convirtió en un superventas a través de Europa y Estados Unidos, porque los protagonistas llorones serán populares hasta el fin de los tiempos. Los hombres se vestían como él y productos promocionales como platos con grabados de escenas del libro fueron lanzados al mercado, porque nada mejora una cena como lentamente revelar un suicidio con cada bocado de schnitzel. Sólo había un problema: Werther también inspiró a jóvenes problemáticos a quitarse la vida, presumiblemente con la esperanza de que también serían inmortalizados en un plato.

    Un obituario mencionó que una víctima de suicidio tenía una copia del libro y pedía a los lectores “derrotar la tendencia maligna de esa obra perniciosa”. Un joven supuestamente saltó de un edificio con el libro y una madre afirmó que su hijo había subrayado varios pasajes antes de quitarse su vida, entre muchas otras historias de suicidios realizados por víctimas que querían dejar claro que Werther las inspiró. Citando esta epidemia de suicidios, autoridades de Italia, Dinamarca y la ciudad de Leipzig prohibieron el libro y los disfraces basados en el libro (es correcto, proscribieron el cosplay). Un líder religioso lo llamó “atroz”, mientras que otro supuestamente compraba todas las copias que podía encontrar para evitar que el público tuviese acceso a su terrible mensaje. La gente o no podía esperar para leerlo o no podía esperar para verlo destruido en nombre del bien público.

    Era una epidemia… sin evidencias de que existiera. Todos estos “suicidios” eran historias de víctimas anónimas que no podían ser rastreadas a una fuente legítima. Era, hasta donde cualquiera podía decir, un escándalo inventado por aguafiestas moralistas. De nuevo, el nexo entre el suicidio ficticio y el suicidio real es complicado, pero al menos en realidad nadie se estaba arrojando a su fin porque un LiveJournal del siglo XVIII lo hizo lucir cool.

    La “muerte por abanico”.



    Si vives en un clima que se siente como el escroto sudado de Satanás durante la cúspide del verano, probablemente has dejado un abanico por la noche y no lo pensaste 2 veces. Pero si haces eso en Corea del Sur, la gente va a preguntarte si tu tonto culo tiene ganas de morir.

    Una porción significativa de la población coreana cree que encender un abanico en un cuarto cerrado te matará, aunque nadie puede ponerse de acuerdo del porqué. Algunos argumentan que causa hipotermia, otros argumentan que todo el oxígeno es succionado o dejado rancio, mientras que una tercera teoría propone que el abanico de algún modo convierte el oxígeno en dióxido de carbono, como un malvado árbol al revés que prueba que el hombre no debería burlarse de la naturaleza. Y esta no es alguna tonta leyenda urbana que sólo los chicos creen. Una agencia de ayuda al consumidor patrocinada por el estado listó “asfixia por abanicos eléctricos o aires acondicionados” como un accidente veraniego común que los ciudadanos deberían tener cuidado de evitar.

    Podrías estar tentado a descartar esto como otra historia “extranjeros ignorantes siendo alocados” que tus familiares en Facebook aman tanto, ¿pero qué piensas que los surcoreanos tendrían para decir sobre los occidentales que se niegan a vacunar a sus hijos o creen que el agua con flúor es parte de un plan del gobierno para hacer a la población letárgica y maleable? Algo loco puede volverse verdad si todos concuerdan que lo es. Las historias de abanicos matando gente a menudo llegan a los noticieros surcoreanos, porque a veces la gente muere mientras duerme y no puedes probar que el abanico no contribuyó. Se cree que una supuesta muerte misteriosa de la década de 1970, de un hombre que fue encontrado muerto en un cuarto sellado con 2 abanicos funcionando, popularizó el mito… a menos que quieras adentrarte más en el agujero del conejo y suscribirte a la creencia de que la dictadura militar del país inventó el mito para disminuir el consumo eléctrico durante la crisis energética de la década de 1970. Claro, eso es exactamente lo que el Gran Abanico quiere que pensemos.


Información de tema

Usuarios viendo este tema

Actualmente hay 1 usuarios viendo este tema. (0 miembros y 1 visitantes)

Temas similares

  1. Respuestas: 6
    Último mensaje: 04/09/2015, 22:40
  2. Furia uterina femenina: histeria
    Por Damaga en el foro Sexualidad
    Respuestas: 5
    Último mensaje: 28/07/2013, 18:39
  3. Locura colectiva y JJOO
    Por Velvet Leningrad en el foro Debate
    Respuestas: 5
    Último mensaje: 11/08/2012, 12:19
  4. Tatuajes y alteraciones de piel extremos
    Por sawi en el foro Etcétera
    Respuestas: 57
    Último mensaje: 16/04/2010, 00:01
  5. ¿Que produce ese fenomeno de la histeria colectiva?
    Por Toro bravo en el foro Debate
    Respuestas: 7
    Último mensaje: 20/01/2010, 17:36

Permisos de publicación

  • No puedes crear nuevos temas
  • No puedes responder temas
  • No puedes subir archivos adjuntos
  • No puedes editar tus mensajes
  •  
Sobre Forojovenes
Forojovenes es una comunidad donde personas como tú comparten intereses y se conocen, en un ambiente distendido y relajado. Si esta es tu primera visita, puedes registrarte gratis. Cuando estés registrado podrás tener un perfil personal, responder mensajes, subir fotos y hacer amigos. Si ya estás registrado, inicia sesión con tu nombre de usuario.
Síguenos en